Yo tambien

abril 25, 2010

Mis Primeras Veces…

¡Hola! Soy yo Belkis, la autora del Blog. Como ya les he venido contando dejé de tener experiencias básicas, normalísimas para muchos. No pasa n-a-d-a si no las vives pero cuando las “des-cu-bres”¿ por qué carrizo tienen que ser tan traumáticas como si fuera una niña de 15? Voy a compartir seis ejemplos de tantos.

Mi primer concierto sola

Veo como esta juventud de ahora tiene una libertad de vivir la vida tan sabrosita (hablamos de juventud sana, como mis hijos y los de ustedes). Bueh el punto es que cuando cumplí 40 años, mis compañeras del hospital me regalaron la entrada para ver juntas un concierto.

Recuerdo perfectamente la escena, ellas periódicamente salían solas, en grupos de amigas para disfrutar. Cuando supe del lindo detalle no hice más que temblar. Ya Ustedes saben todo lo que eso conllevaba: una permisología como si se tratara de abrir un negocio aquí en Estados Unidos.

Mis amigas le hablaron a Él para decirle de la “sorpresa que me tenían: obsequio del Departamento". Gracias chicas pero el chaparrón me lo llevaría yo después: “que si tú le cuentas cosas personales a extraños, que si ellas no tienen nada que hacer en sus casas, que si eso significa tener que comprarte ropa y gastar dinero innecesario”… y puertas se tiraban fuertemente como para Intimidarme; de hecho lo hacía. Pero fuí.

Curiosamente, El tenía la capacidad de poner nerviosos a todos a su alrededor con sus miradas, gestos. Me acuerdo que conseguimos tráfico a la salida del concierto y yo había dicho que llegaría a casa sobre las 12:00de la medianoche…claro no contaba con ese detalle. Ahhh como olvidar la cara de Mariela, Cindy, Lorena, Eugenia, todas angustiadas en el carro porque yo tendría problemas.

-Te participo, decía Mariela y me miraba por el espejo retrovisor, que YO NUNCA me he puesto nerviosa con esto y solo de verte la cara que tienes por no poder llegar a tiempo, me haces sentir estresada. Les dije “cuanto lo siento chicas” fuí tan feliz en el concierto y no sé por qué tengo que estar siempre sintiéndome culpable de todo y de nada.

Llegar a casa, como niña regañada sobre la 1:30 wow, tragedia griega. Mi castigo fue tener que llevar a mi hijo al colegio a las 7:00 a.m (El solía llevarlo) eso significaba que tendría mas “enredo” en mi horario matutino. La excusa: “si tienes tiempo para llegar tarde un domingo, entonces puedes levantarte más temprano y hacerte cargo de tus dos hijos”¡ Bravo! Así se hace señor. Ponga orden en la casa, dese a respetar ¡ como debe ser! Por favor que tontería.



Mi primera entrevista de trabajo

Un amigo de la familia, Ricardo, me consiguió la entrevista. Tenía que ver con los medios así que debía hacer una Hoja de Vida y llevar un portafolio. Ja! Dije ¿qué voy a escribir allí? y de manera irónica empecé a revisar mi experiencia: conocimientos de enfermería, aprendiz de psicóloga, terapeuta del amor, institutriz y asistente de las maestras de mis hijos, taximom, porrista semiprofesional en los deportes de padre e hijos, directora de comida saludable y bebidas alimenticias de mi cocina, ama de llaves, trophy wife y extensión de…esposa de, mamá de. La verdad es que nunca antes me había dado cuenta de todo lo que sabía hacer pero también me di cuenta que eso no servía para la Hoja de Vida.

Fué mi primer conflicto existencial a vox populi “¿para qué sirvo además de ser mamá y esposa?” o “quiero tanto a mi familia y no puedo dejarlos solos porque sería mala madre y esposa”o “es una bendición ser mamá”, etc., etc., etc.

En ese preciso momento es que UNA necesita un COMPAÑERO que te APOYE, te VALORE y te diga al oído que JAMAS te ha SUBESTIMADO, que no te haga las cosas más complicadas hasta dejarte hundir en lo más profundo de tu baja autoestima. ¿Qué te quiere demasiado y por eso te cuida? NO, ten cuidado. ¿Te quiere? …si te quiere… controlar y manipular mujer. No, por favor, no dejen una cosa por la otra, hay balances. No dejen nunca de perseguir sus sueños.

Mi primer portafolio

Mis amigos de FB saben que las fotos son importantes para mí, son mi memoria fotográfica. Lo descubrí cuando me divorcié. No me quedó ni una foto, ni una, de mi vida pasada. Si quiero verme como era 10 años atrás tengo que buscar el álbum que con tanto esmero hice a cada uno de mis hijos. Así que en todas salgo con ellos o con mi ex. Entonces divorciada, te das cuenta que ni siquiera existías. Por eso tomo fotos de todos los momentos posibles. Estoy haciendo mi FUTURO PASADO.


Cuando tenía la entrevista de trabajo mi amiga Christine se encargó de hacerme el portafolio, previa explicación de lo que eso consistía. Así que nuestras jefas nos dieron media mañana libre y manos a la obra, entre ella y el maquillista crearon la secuencia de fotos. Quedaron bellas y recorrieron muchos departamentos del hospital. Es que ese equipo de mujeres hasta creían que yo podía llegar a un canal de tv y comentar en el segmento del tiempo. Se les agradece amigas, así se hace, suban el autoestima a esta niña que empezaba a crecer. Muy distinto, pero muy distinto a la reacción de Él cuando vió las fotos; solo me dijo “ok, saliste bien. Se te puede jugar un numerito”.



Mi primer enfrentamiento en público.

Esa entrevista trajo sus efectos. Pasé toda la noche previa llorando, entre mis frustraciones y vergüenza por mi resumé, entre la falta de apoyo de Él y los nervios propios de esta inexperta de la vida. No le avisé a El del sitio donde se efectuaría la reunión hasta que ya estuviera en camino, donde me asegurara que no llegaría a sabotear mi estresado día. Dijera mi mamá en buen criollo “cada quien conoce su ganado”.

Llegué muy temprano al sitio acordado, un café público. Antes de entrar me topé con una señora. Le dije “disculpe ¿me veo bien?”. “Si, respondió amablemente. Se nota que lloraste mucho niña, pero estás bonita para lo que vayas hacer. Solo te doy un consejo, NINGUN HOMBRE MERECE LAGRIMAS DE UNA MUJER COMO TU” y se fué.

¿Qué me habrá querido decir esa desconocida?¿ Cómo supo que yo había llorado por un hombre?¿ Qué me vió? Ahh me hace tanta falta mi mamá, pensé.

Dirán Ustedes ¿no eras un poco exagerada? u otro por allí “tú le estabas provocando”No.Esas serían pobres justificaciones. Tanto es así que cuando terminé ese café, con unos señores que no volví a ver más; porque obvio, más que obvio que yo no les servía, regresé a mi zona de estudio y colegio de mis hijos. Para hacer tiempo fuí a comerme algo.

Ohh sorpresa cuando estaciono veo la VAN de El dando la vuelta y pararse dos puestos más hacia mi derecha (como para que yo no lo viera).Todo mi cuerpo estremeció. Sentí sudor por todo mi cuerpo. Me dió taquicardia, las manos me temblaban y tenía el típico nudo en el estómago. Ustedes no se imaginan la impotencia que se siente.¿ Pero que se había creído este personaje?¿ Cómo enloquecerme de esta forma?

Me bajé del carro y El me siguió. Sentía su sombra tras de mi, dos cuerpos más atrás. Quería saber hasta dónde llegaría. Entré a Quiznos Sub y pedí una sopa, cuando fui a pagar una voz detrás dijo “no te preocupes yo pago”. Era El:

-Gracias, tengo por lo menos $4 dólares, de lo poquísimo que me das para cubrir la gasolina y puedo pagarme esto.
-Ahh pero si la niña tiene dinero, le alcanza. Eres buena administradora, dijo irónicamente. Hasta seguirme al asiento y se sentó en frente de mí.
-Dónde estabas? Me preguntó
-Si no te vas inmediatamente empiezo a gritar. No te importa si comí anoche, si dormí, si estaba bien, si hice el ridículo esta mañana en la entrevista. Lo único que te interesa es sabotearme para descontrolarme de esta forma. Me tienes con los nervios alterados. Estás disfrutando de este maltrato a que me tienes sometida pero me estoy cansando sabes...párate o empiezo a gritar. Y mi tono de voz subía, la gente se volteaba y si no te paras a la cuenta de tres no sé de lo que soy capaz. V-e-t-e, te o-d-i-o , le dije entre dientes.

Llegué al colegio de mis hijos y les conté todo mi incidente desde la mañana hasta ese momento. Recuerdo que mi hijo mayor tomó mi celular, llamó a su papá y le reclamó tan bochornoso impasse. Al otro lado, una voz calmada solo respondió: “tu mamá está un poco alterada, empezó a gritarme. Mi presencia allí solo fue casual, estaba comprando una tarjeta telefónica y coincidí con ella. Yo solo quería acompañarla en el restaurante. Quise pagarle el almuerzo y no me dejó la muy mal educada.Tuve que irme para no avergonzarme más.

Dios –dije- este es el colmo del cinismo. Ahora usando a mis hijos.

Mi primera fiesta de trabajo

Cindy, mi jefa, me invitó a que fuera su compañera en la fiesta de fin de navidad de empleados del hospital. Ah yo quería ir. Hacia mucho tiempo que no salía. Nunca había ido tampoco a una fiesta que NO fuera las bodas, bautizos, cumpleaños, graduaciones de la familia de Él. Me hacia ilusión, además iría con todas las del departamento. Sería divertido. Ellas iban todas con sus parejas. Cindy pasaba por una situación delicada con su esposo y quiso que la acompañara.

Así se lo hice ver a El cuando me insistía que yo lo estaba apartando. “ Tengo la invitación y no te digo para que vayas porque NO es mi fiesta, yo no soy Empleada del hospital ¿puedo ir? y si así fuere necesito comprarme un vestido, sencillito, acorde a la ocasión...pero necesito que me digas porque tenemos que confirmar mi asistencia.

Después de dos semanas, me dijo que sí el mismo día de la fiesta a las 12 del mediodía y me dió $50. Es decir, el due date era hasta las tres de la tarde, en la rayita pues. Salí ese día con mi hija al mall volando a comprarme algo que me gustara y que se ajustara a ese limitado presupuesto. Conseguí algo y lo llamé por teléfono “tengo el traje , no se ve nada, no tiene transparencias y me costó económico, voy corriendo a la casa para que me lo veas”. Al otro lado, El contestó con un ya me fuí. “¿Por qué tan temprano si siempre te vas a las 5:00 son apenas las dos?..”Ya me fuí”.

Me dió tristeza, no me vería arreglada porque El trabaja de noche pero por lo menos si me hubiera visto con mi primer vestido de fiesta que compré acá con mucha ilusión…



Flashback

Recuerdo cuando tenía 15 años, Yajaira mi amiga del cole hizo su fiesta. Tuve que pedir el mismo permiso, estaba emocionada pues sería la segunda fiesta de 15 que tendría. La primera fue la de mi mejor amiga Patricia y lo conocí a Él. Fué mi pareja de baile, me divertí mucho y tenía ganas de volverlo a ver. Me gustaba y como yo no había celebrado mis 15 años y ni siquiera me cantaron el cumpleaños pues ir al de mis amigas me hacia ilusión.

Papá me dijo que sí. Habló con los padres de Yajaira (que me habían sacado el permiso) y les dijo que iríamos. Preparé mi vestido marrón con rosado, mis sandalias de tacón color beige y dispuse del maquillaje. Esperaba la hora. Eran las 4, las 5, las 6…”papá, disculpe ¿ A qué hora me lleva para poder arreglarme?
“No hace falta porque no te voy a llevar”. ¿Por qué papá? Usted me prometió...van todas mis amigas del salón…tengo todo listo...yo me arreglo rapidito y me busca a la hora que Usted diga…

No insistas que no vas.

Lloré toda la noche. No fuí. No lo vería a Él. No estaría con mis amigas y ahora ¿qué les voy a decir el lunes?”. Recuerdo que el lunes todas contaban lo bien que la pasaron. NO recuerdo haber ido nunca más a una fiesta de mi juventud.¿ Mamá por qué eran así conmigo? A Ustedes no les gustaba bailar pero a mi sí.

Y ahora estaba 30 años después solicitando permiso, pidiendo que por favor me compraran un vestidito. Al día siguiente de la fiesta me salió con una linda propuesta: ve a la tienda y devuelve el vestido. Diles que no te sirvió. Así me das los $50 de vuelta.
¿Queeeee?¿ Cómo voy hacer eso? Yo no puedo, no está en mí hacer eso. No sé –me dijo - ya lo disfrutaste. No lo volverás a usar y necesito los $50. Ve a ver qué haces. Todo tiene su precio.

Llegué muy angustiada al hospital. Todas felices contando lo bien que la habían pasado y cuando me vieron con mi cara triste “¿y ahora qué te hizo El?. Les conté “yo no puedo devolver este vestido, la gente lo hace pero YO NO. ¿Me ayudan a venderlo? Y lloraba mucho. Tengo que devolverle los $50 y yo no trabajo¿ de dónde los saco?

Cindy lo tomó y me dijo “se lo voy a regalar por navidad a mi cuñada Belkis”.¿ Cuánto es el monto del cheque que el señor quiere? Le dije apenada, dame $40 porque ya está usado. Yo me encargo de los otros $10.

“Se lo vendí a Cindy, toma el cheque”. Solo me dijo ¿qué le dijiste a tu jefa? “La verdad, solo la verdad”, comenté muy dolida.¿Cómo me vas a obligar a cometer un delito? Con el tiempo aprendí, esto se llama Coacción y Amenazas

Para Navidad me fué devuelto el vestido como obsequio de mi amiga Cindy. Estaba en mi escritorio envuelto en papel de regalo. “Belkis te mentí. Es tuyo, nadie aquí usa talla 2, ese vestido se parece a tí, te lo devuelvo”. ¿No les parece un lindo gesto? Nunca olvido esos detalles. Regresé a casa con mi vestido, lo puse en el closet esperando a que El me dijera algo cuando lo viera. Nunca comentó nada.

Mi primera vez en decir divorcio

Si, era una jaula de oro pero tenía libertad condicional. Las excusas se estaban terminando. Volvíamos otra vez al sistema represivo. Creo que ya era hora de tomar acción. Entonces tuvimos una seria conversación, le dije que NO estaba dispuesta a seguir en su juego. Que no estaba dispuesta a seguir aceptando determinados comportamientos y que seriamente esperaba que tomara cartas en el asunto para mejorar nuestra relación porque de lo contrario, yo iba a divorciarme.

Nos seguimos leyendo en la red.

8 comentarios :

  1. Todas historias terribles, pero lo que queda sonando en mi cabeza es: "se te puede jugar un numerito" Mi madre! Qué tenía El en mente??

    Un abrazo, y mi apoyo! :)

    ResponderEliminar
  2. Es terrible todo lo que cuentas, parece una película de terror, creo que psicosis se queda chica al lado de tanto acoso y terror, gracias a Dios tuviste entereza y errestos para salir por tus propios medios; esos tipos de violencia están penados. Te envié un correo. Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Drac,se que mi historia de amor paso a ser algo no tan romantico...tristemente hay unas que tienen un final fatal, yo tuve suerte. Cuando desperte de mi largo letargo solo me dedique a prepararme, entrenarme y aun asi falle en muchas cosas pero SALI. Eso es lo unico que quiero decirle a los que me leen. Watch out!!! Si te lei y te voy a contestar interno. GRACIAS y aqui seguimos.

    ResponderEliminar
  4. Rossy,hoy en dia creo que pude hacer mejor las cosas. Pase por una etapa con gran sentido de culpa y me costo salir de ella pero una de las razones que me tenian asi era mi pobrisima autoestima. Comentarios, actitudes de esa indole fueron matando todo mi sentir. Ojala la gente se imaginara lo poquito que una se siente y como cuesta levantarse. Pero todo esto que estoy haciendo ahora SIEMPRE me lo sonaba. Ahora creo mas que nunca en el PODER MENTAL. Eso es lo que quiero que las mujeres en una situacion parecida entiendan, SI HAY SALIDA, ellos son solo "unos patrones" faciles de derrumbar si nos preparamos. Creo en una nueva generacion y por esa causa trabajo. Un abrazote fuerte, fuerte.

    ResponderEliminar
  5. Absolutamente imresionada. Así quedé luego de leer el post. Cuánto más leo tu historia más admiro y valoro tu entereza de contarla al mundo.
    Tienes que poner este blog en algún directorio. Tiene que llegar más gente a leerlo.
    Una vez más, gracias Belkis por tu causa y tu lucha.

    ResponderEliminar
  6. Vica, todo lo he querido hacer poco a poco...tal vez seas tu quien pueda ayudarme en ese proximo paso. Hablamos.

    ResponderEliminar
  7. Hola
    Precisamente trabao acá en México en una organizacion que se dedica a la prevencion del maltrato, abuso acoso y violencia.
    Tenemos un taller de prevencion de la violencia en el noviazgo y me gustaria mucho que me permitieras leer este post en voz alta para los muchachos. Se hace con muchisimo respeto y en un plan neutro, sin revelar tu identidad ni datos mas.
    Un comentario al margen. Hay una teleserie acá en éstos tiempos y tiene un slogan muy llamativo " Porque una mujer completa no necesita medias naranjas" ¿qué le parece?

    ResponderEliminar
  8. Belkis C. Marcanoabril 29, 2010 1:51 p. m.

    Hola "La Voz" me agrado mucho encontrar este comentario, viene de Mexico, me estan leyendo!. Claro que puedes usar este y todos mis posts como ejemplo y si es para talleres fantastico. Cuando decidi contar mis experiencias lo hice con la unica finalidad de ayudar y eso me hace muy feliz. No me cabe duda que lo usaras con respeto y no viene al caso dar mis datos pero si sirviera de algo, tambien lo puedes hacer: existo, soy real, me paso y era una muchacha que a la vista de todos estaba bien y vivia "feliz", tengo nombre, cara y estoy en internet a la vista de todos. Gracias y tu segunda pregunta te la contesto en un post. Escribeme por favor un correo donde poder comunicarnos. Nos seguimos leyendo en la red.

    ResponderEliminar

Los blogs son para opinar y sentirnos libres. Para lograr una buena dinámica agradezco hacer comentarios apropiados, ajustados a la temática; de lo contrario, NO serán publicados.